SUPERCAR

Nuevo Maserati GT2: una herencia triunfal en las carreras

El Maserati MC12 tiene por fin un heredero. Se trata del Maserati GT2, presentado en Bélgica durante las históricas 24 Horas de Spa. El objetivo del recién llegado es repetir los éxitos de su antepasado, que dominó la pista de 2005 a 2010.

El GT2 engloba lo mejor del deportivo MC20, con su potente motor Neptune V6 de 630 CV. Diseñado para equipos privados y gentleman drivers, debutará en 2023 y participará en toda la temporada 2024.

Entre sus características técnicas destacan la tecnología MTC basada en los motores de F1, un monocasco ultraligero de fibra de carbono y una carrocería ligera totalmente de composite. Un diseño futurista y un habitáculo minimalista completan el perfil de esta nueva joya de la mecánica y la ingeniería.

press office photo
El nuevo heredero del Maserati MC12, el Maserati GT2
La Casa del Tridente desveló el nuevo Maserati GT2 en Bélgica durante las 24 Horas de Spa, un evento muy esperado en la temporada internacional de automovilismo. El objetivo de este coche es replicar los éxitos de su antepasado, el Maserati MC12, que dominó los circuitos de todo el mundo de 2005 a 2010. El Maserati GT2 explota el mejor potencial del superdeportivo MC20, en versión de carreras. El propulsor de este coche es un excepcional motor Neptune V6, que entrega unos impresionantes 630 CV en la versión de carretera.
press office photo
Diseñado para equipos privados y gentleman drivers
Maserati diseñó y construyó el GT2 como coche de carreras para equipos privados y gentleman driver. Este coche está diseñado para participar en campeonatos o eventos individuales reservados a la clase GT2. Las primeras salidas del Maserati GT2 están previstas para las etapas finales de las Fanatec GT European Series en 2023, con el objetivo de participar en la temporada completa en 2024.
press office photo
Especificaciones técnicas innovadoras
El Maserati GT2 presenta algunas especificaciones técnicas muy interesantes. Entre ellas se incluye la tecnología MTC (Maserati Twin Combustion), una innovación patentada basada en los motores de F1. El coche también cuenta con un monocasco central ultraligero de fibra de carbono, que garantiza una excelente relación peso-potencia. La ligera carrocería completa de materiales compuestos está diseñada para maximizar las características aerodinámicas, mejorando la carga vertical y la resistencia aerodinámica.
press office photo
Diseño futurista e interior sofisticado
El Maserati GT2 presenta un diseño futurista y llamativo con un interior minimalista y escultural que se hace eco de las líneas extremas de la carrocería. El salpicadero está fabricado en fibra de carbono y cuenta con una pantalla integrada de 10 pulgadas. El coche se puede personalizar con una opción de pintura y librea específica de Maserati Corse denominada Blu Infinito. En definitiva, el Maserati GT2 es una joya de la mecánica y la ingeniería, con soluciones técnicas innovadoras y un habitáculo de última generación, dedicado a los equipos de carreras y a la gentleman driver que participarán en los campeonatos GT2.
press office photo
Detalles de vanguardia y comodidad
En el Maserati GT2 se ha dado especial importancia al desarrollo de un correcto equilibrio de la carga aerodinámica. El carenado ha sido especialmente desarrollado para trabajar en sinergia con el splitter delantero y el alerón trasero, y está equipado con una carrocería desmontable rápidamente para facilitar la sustitución de componentes. El chasis presenta una gran rigidez a la torsión y a la flexión, mientras que la dirección asistida es totalmente eléctrica. La suspensión y la electrónica son componentes específicos de competición, con amortiguadores y barras estabilizadoras ajustables.
noticias de los grandes actores de hollywood
13/04/2024
actores cantantes y escritores
12/04/2024
Galerías de arte Colecciones privadas
12/04/2024
Informativa ai sensi della Direttiva 2009/136/CE: questo sito utilizza solo cookie tecnici necessari alla navigazione da parte dell'utente in assenza dei quali il sito non potrebbe funzionare correttamente.